Colombia con niños: Guía 2024 para organizar tu viaje en familia

Si has llegado hasta aquí porque dudas si viajar a Colombia con niños es buena idea, ya te despejo esa duda: sí, lo es. Y en el caso de que ya lo tuvieras claro y estés buscando información práctica para organizar tu aventura por Colombia con niños, así como planes para hacer con los peques de la casa allí, quédate que te interesa.

Después de un mes viajando por Colombia con mis tres hijos de 2, 5 y 6 años, te cuento todo lo que necesitas para organizarte. Si después te todo, sigues teniendo preguntas, déjame al final un comentario e intentaré ayudarte. Además, tengo un servicio de asesoría especializado en viajes en familia desde el que te puedo organizar tu viaje a Colombia con niños por libre y a tu medida.

Un niño en el valle de cocora en Colombia

Ya sabes la respuesta porque lo dije al comenzar, pero vamos a argumentar este sí, es buena idea viajar a Colombia con niños.

En primer lugar, este país es una auténtica preciosidad y sería un delito que tus hijos no disfrutaran de su enorme variedad de paisajes a cual más diferente. Aquí la reina es la naturaleza ya sea en forma de playas e islas cristalinas, de selva, de desierto o de colinas. Si a tus criaturas les gusta estar al aire libre, bienvenidos al paraíso para correr y jugar por doquier con todo lo que ofrece el entorno, mientras además aprenden un montón de cosas. Mis hijos, por ejemplo, disfrutaron muchísimo viendo animales en libertad y jugando con otros peques con los que no existía la barrera del idioma. 

En segundo lugar, la gente de Colombia es su bien más preciado porque es amable, servicial, tranquila y, en general, muy niñera. Te ayudarán en todo lo que esté en su mano, regalarán una sonrisa a tus hijos y les harán partícipes de sus conversaciones. Todo eso se traducirá en que tus peques y tú os sentiréis como en casa, lejos de las miradas de desaprobación que sí recibes en algún que otro destino cuando tu hijo grita o hace algo propio de su edad. Por tanto, disfrutaréis más del país.

viajar a Colombia con niños es buena idea

En tercer lugar, en cierto modo relacionado con lo anterior, los niños son más que bienvenidos en Colombia, piensan en ellos y eso es muy de agradecer. Por eso, verás que en Colombia las familias con niños pequeños tienen prioridad en casi todos los sitios, antes de hacer una cola pregunta porque lo más probables es que te la saltes o haya una fila específica. Dos buenos ejemplos de esto son el trámite para pasar por migración en el aeropuerto de Bogotá o la entrada al Parque Nacional Natural Tayrona.

Otro ejemplo de que los peques son bienvenidos es que el menú infantil a buen precio está muy extendido y las raciones suelen ser bastante generosas. Aún así, por supuesto, anímales a probar las gastronomía colombiana que les va a encantar.

En cuarto lugar, no vas a echar en falta nada que no tengas a mano en España, o en tu país de origen. Sí, cuando vayas a Colombia con niños te darás cuenta de que también hay urgencias pediátricas, pañales en el supermercado, ibuprofeno infantil en las farmacias, tronas en los restaurantes y cualquier otra cosa que ahora mismo se te pase por la mente. Y si no la tienen, se desvivirán por darte otra opción que solucione tu posible problema.

¿Es seguro viajar a Colombia con niños?

una madre en Colombia con un bebé

Una de las principales cuestiones que quizás te está haciendo dudar si comprar o no esos billetes de avión para irte a Colombia en familia es ese halo de inseguridad que rodea a este país debido a su historia.

Destierra ya la idea de que te van a robar en cualquier esquina o de que te va a secuestrar la guerrilla. Por supuesto, debes mantener ciertas medidas de prevención para evitar posibles sustos, pero ojo igual que en muchos otros destinos o en algunas zonas de grandes ciudades como Madrid o Barcelona. Tuve las mismas dudas antes de viajar a Sudáfrica con niños y he vuelto con la misma sensación: es perfectamente viable viajar a Colombia con niños sin sentir miedo y disfrutando al máximo.

No se puede ocultar la realidad de que efectivamente Colombia, al igual que Sudáfrica, está en la lista de los países con mayores índices de criminalidad del mundo, según el estudio de la ONU. Pero ¿sabes que México le sigue de cerca en posiciones y no conozco a ninguna familia que deje ir allí de vacaciones porque sea peligroso? Sí, hay robos, sí hay zonas delicadas a evitar, pero insisto como en muchos otros lugares. Y los problemas puntuales de criminalidad no están en las rutas turísticas.

Durante las 28 días que estuve en Colombia con mis hijos pequeños, me sentí no solo segura, sino además muy bien recibida y protegida por su gente. Enseguida se esfuman todos esos miedos sobre inseguridad. En general, vimos bastante presencia policial, incluso en algunos sitios militar.

Las claves para viajar seguro por Colombia con niños o sin ellos son:

  • Sentido común, sin más.

  • No dar papaya. Esta es la expresión que usan los colombianos para decir que no vayas por la calle con el móvil colgando, la cámara de fotos en la mano, el anillo de oro reluciente y la cartera saliendo del bolsillo. Intenta pasar lo más desapercibido posible teniendo en cuenta que eres un turista y la cara de turista no la esconde nadie.

  • Si dudas de dónde puedes ir o no, pregunta a los locales porque van a ser amables y sinceros. En nuestro caso, nuestros anfitriones de las casas de intercambio de HomeExchange donde nos alojamos fueron grandes aliados, pero no tengas reparo en preguntar abiertamente en el hotel donde te alojes o en el restaurante de turno.
  • Intenta no salir de noche y si lo haces que sea a lugares que sepas que son seguros. Nosotros con los niños no solíamos salir a cenar, pero sí lo hicimos en el casco antiguo de Santa Marta o en Medellín en la zona de El Poblado y no hubo problema. Pero, por ejemplo, sí nos advirtieron de no andar de noche por el barrio de La Candelaria en Bogotá. 
  • Si viajas en coche de alquiler por la ciudad mejor lleva el pestillo y la ventanilla cerrados cuando pares en los semáforos. En caso de que tengas pensado hacer alguna ruta concreta, consulta por ejemplo en la oficina de alquiler de coches si es seguro e intenta no coger caminos alternativos. Hay carreteras que es mejor evitar, pero lo más seguro es que esas no estén en tu idea de ruta. Nosotros hicimos con coche de alquiler desde Santa Marta a Cartagena de Indias, pasando por Barranquilla, y nos sentimos super tranquilos. También cogimos coche en Medellín para ir a Guatapé y movernos por la ciudad. El Eje Cafetero por ejemplo es super común alquilar coche y esta zona en concreto es tranquilísima y segura. 
en la comuna 13 de Medellín con un bebé en Colombia

Si vas a visitar los circuitos turísticos habituales y sigues estas recomendaciones, lo normal será que todo vaya bien. De verdad, no te agobies con el tema seguridad, ni dejes que condicione el viaje. Como decía, nosotros nos sentimos super tranquilos en Colombia, nunca vimos ningún incidente violento, ni nos sentimos intimidados. Lo más peligroso es que no quieras volverte porque te enamorarás de este país. 

La única excepción donde sí confieso que nos condicionó ese supuesto peligro fue en Medellín donde por ejemplo decidimos quitarnos la alianzas o guardar el dinero en efectivo escondido. En el resto del país, nunca hicimos esas cosas, ni dejamos de hacer fotografías, ni siquiera se nos pasaron por la mente. Esta sensación de inseguridad, que además coincidió con los tres últimos del viaje, admito que fue totalmente personal y fruto de la sugestión porque coincidió que varias personas nos hablaron de lo peligroso que era Medellín. No nos pasó nada, ni vimos ninguna diferencia con respecto por ejemplo a Bogotá donde sí fuimos totalmente relajados y después carios colombianos con los que hablamos opinaron que la capital era más peligrosa que Medellín. 

Qué debo tener en cuenta para ir a Colombia con niños

Una madre en una calle de Santa Marta en Colombia con niños

Ahora que espero haberte disipado ese miedo a la inseguridad, te cuento consejos y detalles que te van a venir bien a la hora de organizar un viaje a Colombia con niños.

Requisitos para entrar al país

Si vas a viajar a Colombia desde España, solo necesitas el pasaporte en vigor y con una vigencia mínimo de seis meses. Revisa con antelación que tu pasaporte o el de tus peques no caduque antes de esos meses para no tener problemas a la hora de coger los vuelos. En caso de que tu origen no sea España, consulta especificamente si necesitas visado para entrar como es el caso por ejemplo de Egipto o Cuba.

El seguro de viaje no es un requisito de entrada, pero sí es recomendable contratar una póliza para ir bien cubiertos ya sea por necesidad médica, por pérdida del equipaje o muchas otras circustancias. Yo por ejemplo tuve que usarlo en Bogotá porque mi hijo de 6 años tenía mucha tos y dificultad para respirar. Recurrí a Heymondo con los que viajo siempre y al rato ya tenía un email con la dirección exacta de las urgencias pediátricas más cercanas al alojamiento donde nos atendieron genial sin tener que pagar nada. 

No olvides llevar un buen seguro de viaje para ir cubierto ante cualquier imprevisto. Yo voy con Heymondo que incluye videconsulta y chat médico 24 horas. No olvides añadir anulación por si tienes que cancelar el viaje.

Aprovecha ahora el 5% de descuento por ser lector más otro 15% extra si viajas en familia.

¿Hacen falta vacunas para ir a Colombia con niños?

No hay vacunas obligatorias para entrar a Colombia.

Pero muy importante, sí hay recomendaciones a seguir en función de las zonas que vayas a visitar. Por ejemplo, la vacuna de la fiebre amarilla es imprescindible si en tu ruta está por ejemplo el Parque Nacional de Tayrona, el Amazonas u otras zonas concretas. Tayrona es uno de los lugares que suelen estar en los itinerarios más habituales cuando vas a viajar a Colombia, de modo que quizás sea muy probable que tengas que ponértela

capibaras en Los Llanos, Colombia

En mi caso, sí pusimos la vacuna de la fiebre amarilla porque íbamos a ir con los niños a Tayrona y a la zona de la Orinoquía (los adultos ya la teníamos puesta de antes). Ten en cuenta que es solo una dosis y tiene validez de por vida.  Para asegurarte su efectividad ha de ponerse al menos 15 días antes de entrar en la zona de riesgo. En Madrid, en 2024, la vacuna de la fiebre amarilla tiene un coste de 19€ que tienes que abonar antes de ponérsela, en el propio centro de vacunación te dan el papel para ir a pagarlo. A mis hijos en concreto no les dio ningún tipo de reacción. Se puede poner a partir de los 9 meses de edad. 

Además, ten en cuenta que Colombia tiene otras enfermedades tropicales como el dengue o el zika. Ésta última es extremadamente relevante en el caso de que estés embarazada. Habitualmente a los niños suelen recomendarles también que lleven puesta la vacuna de la hepatitis A.

En el caso de que tengáis pensado ir al Amazonas, os recomendarán tomar la profilaxis pediátrica de la malaria. Os darán la receta y os indicarán la dosis y cuándo empezar a administrarla antes de entrar a la zona de riesgo. Nosotros, esta vez no nos hizo falta porque no estaba en nuestra ruta pero sí la tomamos cuando fuimos a Sudáfrica con niños.

Un niño pequeño en el río Ariporo en Los Llanos Colombia

Lo más recomendable es pedir cita en una unidad especializada del viajero para informarte sobre vacunas y sobre la situación sanitaria actualizada de las zonas concretas que tenéis en mente visitar.  Allí los profesionales sanitarios especializados serán quienes os asesoren en función de vuestra situación personal, vuestra ruta y del historial médico de los peques.  Recuerda llevar su cartilla de vacunación.

En Madrid, existe la Unidad del Niño Viajero que está en el Hospital público de la Paz, en la planta baja del hospital infantil. Puedes pedir cita en los teléfonos  91 727 72 01 y 91 727 16 44 en horario de 08:00 a 14:00 horas. Investiga porque seguro que en tu ciudad también habrá algo similar. Te recomiendo pedir cita mínimo con dos meses de antelación a la fecha de salida para contarles dónde y cuándo vais a viajar y asegurarte que te atiendan en el momento adecuado. La consulta es gratuita.

Otras recomendaciones si vas a Colombia con niños

En la unidad del Niño Viajero o en cualquier centro de vacunación, además os darán una serie de recomendaciones a seguir para evitar tener complicaciones sanitarias. Seguramente,  muchas de ellas ya las tengas en mente, pero siempre va bien recordar las más importantes.

-Prevenir las picaduras de mosquitos es muy importante.

Dependiendo de las zonas que visites y de la época del año que sea, será más o menos sencillo. En nuestro caso, fuimos en el mes de febrero, estuvimos en zonas de mosquitos como Tayrona y Los Llanos, en la Orinoquía, pero sinceramente no representó ningún problema salvo alguna picadura suelta.

Sin embargo, yo sí me quité una garrapata y tuvimos alguna picadura sin identificar. Ninguna de las dos cosas nos dió problema alguno. 

Intenta no salir mucho al aire libre al amanecer y al atardecer cuando los mosquitos son más problemáticos. Y si lo haces, ve bien protegido.

Mete en la maleta ropa de manga larga que cubra la piel y, a ser posible, de colores claros o blanca.

No te olvides llevar un  repelente de mosquitos con un DEET alto. A partir de los 12 meses ya puedes poner al peque repelente, antes te recomiendan pulverizar un pocos sobre su ropa antes de ponérsela y usar mosquiteras. En la unidad del niño viajero, por ejemplo, nos recomendaron el repelente Goibi  Xtreme Forte válido a partir de los 2 años y específico para zonas de malaria, dengue y fiebre amarilla.

Tampoco está de más que en el botiquín te lleves una crema o gel para aliviar las posibles picaduras.

si vas a colombia en familia los peques disfrutan viendo animales en libertad como venados

-Protégeles muy bien del sol. 

Recuerda que en Colombia el sol pega muy fuerte durante todo el año, de modo que es imprescindible protegerse muy bien de la exposición solar para evitar quemaduras. Además en zonas de altura, como Bogotá, todavía da más duro, te lo digo por experiencia propia.

Llévate un bote pequeño de protector solar para los primeros días, pero después te recomiendo comprar otro allí porque los tienen con factores de protección SPF de hasta 100, incluso del 100. 

Seguramente si vas Colombia con niños vas a pasar por alguna de las espectaculares playas del Caribe, así que una buena idea es hacerte con unas camisetas de manga larga de proteccion solar con las que jugar en la arena y bañarse sin riesgos.

Bebe agua embotellada 

En las grandes ciudades el agua es potable y aún así en casi todas las casas en las que tuvimos tenían filtros purificadores de agua. En Bogotá y en Medellín sí rellenamos nuestras botellas con ese agua filtrada. Pero en el resto del país, lo recomendable y seguro es beber agua embotellada. 

– Ojo con los puestos de comida callejeros

En la unidad del niño viajero nos recomendaron no comer en estos puestos, pero es que en Colombia los hay de todo y por todas partes. Es muy común por ejemplo los puestecitos de fruta cortada, de mango biche (riquísimo el mango poco maduro con sal, lima y pimienta), de arepas de todo tipo o de parrillas. Si vas a sucumbir a la tentación, yo lo hice me encantan, al menos evita comprar en aquellos que están junto a las carreteras porque te vas a comer un buen puñado de polución. Revisa que quien maneja los alimentos como mínimo use guantes. Mejor no consumas fritos porque probablemente ese aceite esté reutilizado de más.  Aquí ya el riesgo que tú quieras asumir. 

Asume que va a ser complicado viajar 100% seguros en el transporte público. 

Personalmente lo que más me costó fue llevar muchas veces a los niños sin cinturón de seguridad. Si te mueves en taxi, Uber o similar, es muy habitual que los cinturones traseros no funcionen correctamente o directamente no estén disponibles.  Además, nosotros viajamos con tres niños así que al menos uno tenía que viajar encima de un adulto. Acostumbrados a llevarlos con los sistemas de retención infantil y a contramarcha, fue todo un reto viajar así, en nuestro caso por primera vez y mira que hemos viajado. 

Lo bueno es que en general en Colombia conducen a poca velocidad, pero eso sí son bastante caóticos al volante. 

En el caso de que cojas coche de alquiler, no es tan fácil encontrar sillas de seguridad infantiles disponibles, pero pídelas siempre. A veces te pedirán que vayas a buscarla a otra oficina. Si solo viajas con un niño será más sencillo que la tengan. Las tres veces que alquilamos coche en Colombia con los niños lo hicimos con la agencia Localiza que opera por todo el país. 

Descuento en tu eSIM para Colombia

Si quieres tener conexión a Internet y datos ilimitados en tu movil, aprovecha el 5% de descuento en HolaFly con el código: DEILUSIONARECUERDO.

Planes en Colombia con niños

Como te he dicho al principio Colombia con niños es un destino genial. Sinceramente, los peques disfrutaron todos los planes que hicimos aunque no fueran especifícamente infantiles. No hay muchos parques de toboganes y columpios al uso, pero aún así no te van a faltar ideas para hacer con ellos. 

Aquí te dejo un listado con algunos de los planes que hacer en Colombia con niños que mis hijos de 6, 5 y 2 años más disfrutaron por si te sirven de inspiración.

– Ir de safari en Los Llanos

Niño junto a tres caimanes en Los Llanos Colombia

A mis hijos le encantan los animales, así que la estancia de dos noches que hicimos en la Reserva La Aurora, en la Orinoquía, fue de lo que más recuerdan cuando les preguntas por el viaje a Colombia. A pesar de estar alejado, hay que volar a Yopal y después unas 5 horas de carretera, fue todo un acierto incluir esta zona en la ruta. Si tus peques tienen alma de aventureros y exploradores les va a encantar. Además, si ya son mayores capaces de esperar largo tiempo y guardar silencio, podréis hacer un safari específico para avistar a lo jaguares que habitan allí.

Navegar en canoa por el río entre caimanes y garzas, intentar pescar pirañas, montar en 4×4 para hacer un safari rodeados de capibaras, buscar a la anaconda gigante e ir tras el rastro del oso hormiguero al amanecer fueron planazos en familia inolvidables.

-Subir al Peñón de Guatapé

Subir al Peñón de Guatapé con niños

Otro de los recuerdos de los que más habla mi hijo mayor fue subir a la cima de este gigantesco monolito de piedra de más de 200 metros de altura. En total, son 708 escalones no aptos para personas con vértigo que te llevan a unas preciosas vistas que bien hacen que merezca la pena la subida.

Si vas con un bebé, llévate la mochila de porteo porque el único modo de coronar el Peñón de Guatapé es por las escaleras. Arriba tienes algunos puestos de recuerdos y la posibilidad de premiarte con un helado o una bebida tras el esfuerzo.

La entrada en 2024 cuesta 25.000 pesos, pero los niños hasta los 120 metros de altura no pagan nada. Tranqui que la subida con niños es viable, poco a poco, sin prisa. Yo con mi hijo de casi 7 años tardamos solo 20 minutos en subir con la pertinentes paradas para beber agua y hacer fotos. Eso sí, los escalones son un poco altos, pero vi niños más pequeños subiendo.

Además de el Peñón, el pueblo de Guatapé, famoso por sus originales zócales de colores, es precioso y los peques se lo pasaron genial jugando en las escaleras de la plazoleta de Zócalo y en el pequeño parque infantil del malecón.

En nuestro caso, fuimos por libre en coche de alquiler desde Medellín. Puedes llegar también en bus desde la terminal norte de Medellín en casi dos horas de trayecto. Otra de las opciones más comunes es coger la excursión a Guatapé que además incluye el paseo en barco que seguro les encantará a los niños. 

Que hacer con niños en Bogotá

Seguramente en tu aventura por Colombia con niños, vayas a pasar por la capital del país. Nosotros estuvimos cuatro noches y aquí os dejo algunas de los planes que hicimos con los peques y alguno que se quedó en el tintero, pero quizás tú sí puedas hacer.

 -Visitar el Museo del Oro de Bogotá

Mira por donde un plan que no es a priori infantil es de las cosas que más les gusto a mis peques. Quizás fueran las historias que les contó la guía de Transfers Tours pero se interesaron mucho por las distintas piezas de oro talladas por los indígenas, les hicieron fotos e incluso el mayor las dibujó con detalle en su cuaderno de viaje.  El museo del oro de Bogotá es gratis para los menores de 12 años, a partir de ahí cuesta 5.000 pesos, aunque los domingos es gratis.

Ese mismo día, también con el tour guiado de Transfers Tours subimos al cerro de Montserrate, entramos al museo Botero, visitamos el casco antiguo de Bogotá y disfrutamos del colorido del barrio de La Candelaria.

– Aprender ciencia jugando en el museo Maloka

Maloka es el museo interactivo de ciencias y tecnología de Bogotá y un muy buen plan que hacer con niños en Colombia. No es muy grande, pero sí tiene muchas opciones. Además de las exposiciones permanentes donde los peques pueden tocar y experimentar, hacen talleres y laboratorios muy entretenidos, algunos están incluidos en la entrada y otros, por tramos de edad, como el de pequeños inventores sobre robótica que hicieron mis hijos se pagan aparte comprándolos presencial en taquilla.

museo de ciencias Maloka en Bogota es un buen plan que hacer con niños en Colombia

Además, Maloka tiene un cine Domo donde se proyectan películas que complementa genial la visita. El coste del domo no está incluido en la entrada y son 13.900 pesos. Nosotros estuvimos toda la mañana en el museo y comimos dentro en una pequeña zona de restauración. Ten en cuenta que está cerrado los lunes. Puedes consultar los horarios y las tarifas en la web oficial de Maloka. 

– Jugar, jugar y jugar en el Parque Ciudad de los Niños

Después de Maloka, fuimos rumbo a este gigantesco parque infantil al aire libre que tiene diferentes zonas con toboganes, torres de escalada, juegos de agua, un arenero inmenso, circuito… En tota, tiene cinco áreas temáticas de juego. Un paraíso donde los niños puedes desfogar energía a raudales y de donde, ya te advierto, te costará sacarlos.

Abre de martes a domingo de 6 a 17:30 horas y es totalmente gratis. Si hace calor, llévate ropa de cambio porque hay chorros de agua que salen del suelo para que se refresquen. Nosotros los cogimos cerrados. El Parque Ciudad de los Niños es un recinto vallado dentro del Parque Recreo deportivo Salitre.

-Visitar la catedral de sal subterránea

La excursión a Zipaquirá para ver la catedral de sal es otro de los planes que hacer en Colombia con niños. Bajar a las profundidades de la tierra, concretamente a 180 metros, y descubrir las cruces y tesoros de esta original iglesia subterránea les llamó mucho la atención.

La visita a la catedral dura unas dos horas, aunque puedes añadirle extras como la opción de convertiros en mineros. Nosotros fuimos de nuevo con Transfers Tours toda una mañana entera que incluía conocer también el pueblecito de Zipaquirá.

Ten en cuenta que o coges coche de alquiler o no podrás llegar por tu cuenta hasta aquí en transporte público. Por eso reservar la excursión a Zipaquirá es lo más habitual.

 – Diversión y cultura en el parque Jaime Duque

Uno de los planes con niños en Colombia por excelencia es visitar esta especie de parque temático de lo más ecléctico que incluye un montón de atracciones, un zoo, una réplica a tamaño real del Taj Mahal entre otros monumentos, senderos, un castillo medieval, un buque, un avión, museos, jardines… Todo lo que puedas imaginar y más parece tener cabida aquí.

En concreto, aquí nos quedamos sin ir porque mi hijo mayor necesitó ir a urgencias, pero la excursión al Parque Jaime Duque nos lo recomendaron con un imprescindible para pasar el día en familia. Este giantesco lugar lleva el nombre del famoso aviador colombiano Jaime Duque. 

Mundo Aventura. Otra idea para hacer en Colombia con niños si tienes varios días en Bogotá es ir al parque de atraccciones Mundo Aventura, pero personalmente creo que no tiene nada que no tenga cualquier otro parque de atracciones y la capital del país ya tiene bastantes lugares interesantes por explorar. 

Planes en el Eje Cafetero con niños

Durante el viaje de 28 días por Colombia con niños, una de las destinos que más disfrutamos fue el Eje Cafetero donde hicimos cinco noches y que recorrimos unos días por libre en coche de alquiler y otros días guiados por la experiencia de la agencia Hawah Travel que es especialista en esta zona. Sin duda, el Eje Cafetero es uno de los lugares que no pueden faltar en un viaje por Colombia en familia.

-Admirar la belleza del Valle de Cocora

Aquí disfrutamos al máximo mayores y pequeños, tanto es así que tras una primera visita guiada al Valle de Cocora con Hawah Travel, decidimos volver por libre un segundo día para seguir disfrutando sus paisajes y su calma.

El Bosque de Palmas de Cera es uno de los paisajes más representativos de Colombia y os dejará a toda la familia con la boca abierta. Los niños disfrutaron un montón haciéndose fotos con los distintos spots montados para ello, desde figuras de animales, a letronas, una mano gigante, un nido… Y es que además de alucinar con la altura de las palmas de cera, árbol nacional del país, se lo pasaron pirata jugando a conducir un willy (así se llaman los todoterrenos usados como transporte público) y viendo caballos, ovejas e incluso alpacas.

Visitar el Eje Cafetero  en Colombia con niños

Me hubiera encantado hacer el trekking circular completo de 12 kilómetros para ver el Valle de Cocora de arriba a abajo y pasar por la Casa de los Colibríes, pero los peques no estaban esta vez por la labor de andar tanto. Pero aún haciendo así solo el paseo corto hasta el primer mirador ya disfrutamos muchísimo.

En 2024, la entrada al Bosque de Palmas (es propiedad privada) cuesta ya 20.000 pesos a partir de los 3 años. Si bien no hay entrada reducida para niños, en nuestro caso que íbamos con dos niños mayores de esa edad, solo nos hicieron pagar por uno.

Actualmente, hay dos mini parques privados (antes de llegar al Bosque de Palmas) donde han instalado multitud de spots para fotos a modo ‘parque de atracciones’: La Vida es Bella y Las Manos de Cocora. Ambos están en la carretera de acceso y llaman mucho la atención de los niños por toda la parafernalia de colores y las referencias a Encanto, la película de Disney. No entramos, pero el precio de cada uno de ellos por separado son 15.000 pesos.

-Buscar al mono aullador en la Reserva Barbas Bremen

A pesar de que en algunos lugares leí que los menores de 5 años no podían hacer la ruta de senderismo que atraviesa parte de la reserva de Barbas Bremen para avistar al mono aullador, yo lo hice con un toddler de dos años, mi hija de 5 años recién cumpidos y el mayor de casi 7. ¡Y fue un éxito!

Gracias a Hawah Travel que confio en que los peques eran capaces de andar unas tres horas por este bosque tropical andino con ínfulas de selva e incluso guardar silencio para ver a los animales.  La experiencia nos encantó a grandes y mayores porque aprendimos muchísimo de naturaleza con nuestro guía Jerónimo que además fue super atento con los niños.

Con un bebé en la reserva barbas bremen en Colombia

Además de ver a los monos, vimos una pareja de loros en su nido. Pero aunque no hubiéramos encontrado animales (que no es facil), merece la pena simplemente internarse en este precioso ecosistema tan especial con cascadas incluidas.

Lo ideal es ir con botas de agua, pero si no las tienen te las dejan allí. Eso sí, para los pies más pequeños no tenían así que lleva algún calzado viejo que si se mancha de barro no sea un drama. Te recomiendo llevar mochila de porteo si vas con bebé. Nosotros además usamos otra mochila auxiliar por si la niña se cansaba o había algún paso complicado y nos vino genial en una pequeña parte del recorrido.

-Divertirse en El Parque del Café

Si buscas un plan infantil 100% para hacer en el Eje Cafetero con niños, este es ir a El Parque del Café, un parque de atracciones en toda regla con algunos senderos temáticos, un pequeño museo interactivo del café, dos teleféricos, un tren y espectáculos como el show del café.

Yo solo iría en caso de tener varios días en la zona, porque no deja de ser un parque de atracciones más. La verdad que mis hijos se lo pasaron genial y echamos el día entero entre montañas rusas y juegos. Lleva ropa de cambio porque os vais a mojar seguro. El Parque del Café ofrece paseos a caballo por el recinto, se paga aparte, por favor no colabores con esta explotación del animal, vas a disfrutar del parque igual.

Puedes visitarlo por libre si tienes coche de alquiler y ahorrarte unos euros comprando antes las entradas online, o reservar una excursión privada desde Pereira o bien  desde Armenia

-Darse un chapuzón en aguas termales

Bañarse en las aguas termales de Santa Rosa de Cabal es otra de mis recomendaciones imprescindibles si vas a Colombia con niños. Les encantó probar el agua calentita de las distintas piscinas termales, chapotear sin parar, buscar ranitas  y todo en un entorno natural precioso bajo una cascada en la que también te puedes bañar.

Si vas por libre con tu coche, te recomiendo que lo hagas entre semana ya que las entradas son más baratas y que las compres en la web oficial mejor que en taquilla para ahorrar dinero. Los niños que midan menos de 90 cm de altura entran gratis y los que estén entre 90 y 1,20m de altura pagan tarifa infantil. Hay tres turnos diferentes para acceder al balneario: 6:30. 11:30 y 18 horas.

dos niños en el balneario de Santa Rosa de Cabal en Colombia<br />

Otra opción es reservar la excursión privada a Termales Santa Rosa de Cabal en la que os recogen en vuestro hotel y no tenéis que preocuparos de nada.

No puedes ingresar con comida, pero dentro hay un par de restaurantes para comer junto al agua y no son excesivamente caros. Levad toallas, chanclas y monedas sueltas para dejar las cosas en las taquillas. Si queréis aprovechar al máximo, una buena idea es hacer noche en el propio hotel del balneario Termales Santa Rosa de Cabal

– Llévatelos a visitar una Finca cafetera

Aunque los peques obvio no beban café, se lo van a pasar genial recolectando el café con un cesto atado a la cintura. Mis hijos se diviertieron un montón y aprendieron muchas cosas. Nosotros fuimos con Hawah Travel cuyo guía se lo curró un montón para motivarles e hizo la visita muy amena. Visitamos la Finca Ocaso, una de las más famosas, pero hay muchas donde para elegir.

Qué hacer en Colombia con niños en el Caribe

No habría viaje a Colombia con niños sin pasar algunos días a remojo en el Caribe. En total nosotros estuvimos diez días por esta zona pasando por Barranquilla, Santa Marta, Tayrona, Cartagena de Indias, Isla de Baru e Isla Grande (Islas del Rosario).

-Explorar el Parque Natural Tayrona

Un niños en playa Piscina en el Parque Natural de Tayrona, Colombia

Sinceramente apenas vimos niños en el Parque Natural de Tayrona, pero a nosotros nos pareció un planazo. Puedes ir a pasar simplemente el día, pero dado el tiempo que tardas en acceder y las tasas de entrada a pagar, creo que merece mucho la pena hacer al menos una noche dentro para exprimirlo al máximo.

La playa que más nos gustó para los peques fue playa Piscina donde estuvimos dos veces, el día de llegada y toda la mañana siguiente.

Los peques se lo pasaron genial a remojo, haciendo snorkel y viendo monos en los árboles. Además, para ellos fue una aventura dormir dentro de la selva. Lleva mochila de porteo si vas con bebés porque desde la entrada más famosa, la de Zaino, tienes unas dos horas mínimo de caminata a ritmo infantil por el bosque paralelos al mar hasta playa Arenilla donde sí está permitido el baño.

Si estás organizando ahora tu viaje a Colombia con niños, ten en cuenta que el Parque Tayrona cierra en 2024 del 1 al 15 de junio y del 19 de octubre al 2 de noviembre.

-Descansar, jugar y explorar en Parque Natural Nacional de las Islas Corales del Rosario y San Bernardo

Dos noches estuvimos en un par de islas de este precioso archipiélago que de despliega frente a Cartagena de Indias con todos esos encantos propios del paraíso.

En Isla Grande, aprendieron a navegar en un kayak, por ejemplo. Y después en el hotelazo Isla del Encanto, en la punta sur de isla Baru, tuvieron tiempo de tirarse en bucle por el tobogán de la piscina infantil, coquetear con el snorkel, ver multitud de peces de colores solo con asomarse desde la mesa del desayuno, recoger corales en la playa (y dejarlos allí, ojo), contemplar pelícanos pescando, ver iguanas muy muy cerca y disfrutar de los jacuzzis.

El único planazo que nos quedamos con ganas de ver fue el fenómeno de la biolumiscencia debido a la luna llena que nos acompañó esas dos noches. Pero si a ti te coincide mejor, no dudes en ir con los peques a ver como, al nadar de noche en el mar, se activa el plancton luminoso y el mar parece repleto de pequeñas luciérnagas.

playa hotel isla del encanto en baru Colombia

Los barcos para ir a las islas salen del muelle de la Bodeguita en Cartagena de Indias. Si vas a alojarte en un hotel en concreto, ellos te incluirán el traslado y te dirán a qué muelle acudir. Otra opción es reservar una de las muchas excursiones de día que te llevan por este parque natural.

Tras mi experiencia, te diría que si el mar está un poco picado mejor no vayas con los niños a Islas del Rosario. Este archipiélago está más apartado y el trayecto por mar se nos hizo bastante pesado. Sin embargo, al volver desde el sur de Baru la lancha fue por otra ruta, paralelo a la costa para luego internarse en el canal que te lleva de vuelta a Cartagena. Este viaje fue infinitamente más tranquilo y además más bonito.

Dónde dormir en Colombia con niños

Mi respuesta la tengo clarísima: en casas de intercambio. De las 27 noches que pernoctamos en Colombia, 17 noches las hicimos en casas de locales gracias a la plataforma de HomeExchange. ¡Y vaya casas! En la del Eje Cafetero teníamos piscina privada con jacuzzi en el jardín y has personal de servicio.

Casa de Intercambio en Colombia

Además de ahorrarte mucho dinero, si vas a viajar por Colombia con niños es mucho más cómodo quedarte en casas de gente local que te dará sus recomendaciones y donde además tendrás muchísimo más espacio que en una habitación de hotel. Así los peques pueden jugar después de haber estado de excursión. Y si tienes suerte como yo, puede que hasta tengan zona infantil con columpios, salida directa a la playa y piscinas comunitarias.

¿Sabes cómo funciona el intercambio de casas?

Si nunca has oído hablar del alojamiento cooperativo que te permite viajar por todo el mundo alojándote en casas particulares mientras tú dejas la tuya, te invito a leer este artículo donde te explicoen detalle cómo funciona el intercambio de casas.

Yo siempre uso la plataforma HomeExchange en la que por solo una suscripción anual de 160 € (lo que en muchos casos te costaría una noche de hotel) puedes hacer todos los intercambios recíprocos que quieras o todos los que te permitan tus guestpoints.

Durante este 2024, aprovecha el 20% de descuento en la suscripción por ser lector de este blog con el código DEILUSIONARECUERDO24

Te dejo aquí también los alojamientos en los que nos quedamos que más nos gustaron para hospedarse con criaturas:

Hotel isla del encanto en Baru Colombia

Hotel Isla del Encanto. Fue sin duda el lujazo de nuestro viaje por Colombia en familia. Solo estuvimos dos días y una noche en este hotel al sur de la isla de Baru, dentro del Parque Natural Corales del Rosario, pero la estancia fueron nuestras vacaciones de ese mes. Los peques se lo pasaron pirata en la piscina infantil con tobogán y  jugando en una playa preciosa. Para los adultos fue un descanso tener pensión completa incluida y jacuzzis para desconectar mirando al mar Caribe. Ójala hubiéramos podido quedarnos más noches para poder ver la biolumiscencia y relajarnos en el Spa que tienen.

-Soy Local. En el casco antiguo de Santa Marta nos quedamos una noche en este hotel super cuqui del que nos enamoró el patio interior con piscina y hamacas donde los niños se refrescaron del calorazo del Caribe. Además, estuvimos en un apartamento de dos habitaciones con cocina moderno, bonito y muy amplio.

donde dormir en Tayrona con ninos: Camping Don Pedro

-Camping Don Pedro. Del lujo caribeño a la modestia de dormir en una habitación familiar con baño compartido en este camping donde el protagonismo se lo llevaba el pedazo de entorno natural en el que está enclavado, en mitad del Parque Nacional de Tayrona. A los niños les gustó la aventura de dormir en plena selva, ir a cenar pertrechados con linternas, correr sin riesgos y escuchar muy cerca a los monos aulladores al amanecer. 

hotel GHL Style Yopal

GHL Style Yopal Entrar en la habitación del hotel y descubrir que habían puesto un tipi indio para los niños fue un subidón. Nunca nos habíamos encontrado un detallazo así en otro alojamineto. Además, el buffet de desayuno era una pasada, con todo tipo de opciones, jugos, platos calientes… Otro puntazo a favor es que está coenctado con un gran centro comercial que tiene un pequeño parque de bolas de pago donde mis hijos echaron un buen rato. Y otro puntazo a favor es que está muy cerca del aeropuerto del aeropuerto de Yopal, puerta de entrada para descubrir la increíble región natural de Los Llanos Orientales, en el Casanare.

Hotel Cocoliso Resort 

Reservamos este hotel en Isla Grande porque tiene al lado una laguna donde ver el placton biolumiscente a la que puedes acceder sin coste extra. Sin embargo, la luna llena nos estropéo este plan. Pero aún así, es un bue lugar para dormir en Colombia con niños porque tiene una piscina para los más peques, cama elástica, algunos juguetes e incluso hicieron noche de cine infantil al aire libre con la peli de Encanto. La única pega que le pongo es que la playa de arena es enana y el resto es un espigón de cemento. Eso sí, el tour de snorkel nos encantó.

– Casa Ballesteros. En Barranquilla estuvimos solo de paso, pero hubo tiempo suficiente para darse un buen chapuzón en la piscina del hotel y disfrutar a la manaña siguiente de tener el desayuno incluido. Las habitaciones no eran gran cosa, pero por solo 35€ los cinco con el desayuno y pàrking incluido estaba más que bien.

Cómo moverse por Colombia con niños

A priori, una de las inquietudes a la hora de organizar el viaje a Colombia en familia era cómo movernos por el país. Por si no lo sabes, Colombia está atravesada por los Andes, concretamente tres cordilleras dividen el territorio complicando desplazarse en coche. Además, ten en cuenta que Colombia es dos veces más grande que la península Ibérica. Y para sumarle handicaps, puede que algunas rutas, además de excesivamente largas en horas de conducción, no sean muy seguras para hacerlas por tu cuenta en coche.

Sin embargo, este problema se soluciona con un montón de vuelos domésticos que conectan todas las zonas turísticas del país, ya sea directamente o con alguna escala en Medellín o Bogotá. Echa un vistazo a aerolíneas como LATAM, Avianca o Clic Air.

Además, si reservas los billetes con antelación son bastante económicos, desde 25€ el trayecto por persona.  En total, nosotros cogimos cuatro vuelos, dos de ellos con escala, es decir seis vuelos, durante los 28 días de aventura colombiana. Teniendo en cuenta que somos cinco personas, que compramos lo billetes con muy poca antelación y que intentamos tener buenos horarios, el precio final no fue tan económico como podría conseguirse con tiempo, pero fue muy cómodo.

Ah y para ahorrar, te recomiendo que compres los billetes de avión internos cambiando la VPN a Colombia (puedes hacerlo por ejemplo entrando desde el navegador Opera e indicando que estás en Latinoamérica en la ubicación) De ese modo, al comprar en pesos y no en euros, el precio se reducía bastante.

el avión es un medio para moverse en colombia con niños

Nos preocupaba también cómo ir por ejemplo del aeropuerto al alojamiento siendo cinco. La primera vez al aterrizar en Bogotá contratamos el traslado con Transfers Tours que nos recogió en una furgoneta super cómoda. 

Después, en Bogotá usamos tanto la aplicación de Uber como los taxis. Si coges un taxi, simplemente asegúrate que pone el taxímetro para que después te cobre en los pesos correspondientes. Son bastante económicos y nunca tuvimos problema. Eso sí, olvídate de que los peques vayan seguros, la mayoría ni siquiera tiene cinturones detrás. Para mí esta fue una de las grandes preocupacions al viajar por Colombia con niños. Mi único consejo aquí es que trates de no obsesionarte, lo asumas y los lleves sujetos en tus brazos del mejor modo posible. 

Como ya comenté antes, alquilamos coche en tres ocasiones durante todo el mes que estuvimos allí. Lo hicimos en la zona del Caribe, en el aeropuerto de Barranquilla y lo devolvimos en Cartagena de Indias, tras pasar por Santa Marta y Tayrona. Aquí ármate de paciencia porque conducir es pelín estresante

Después, volvimos a alquilarlo en el Eje Cafetero  donde todo es mucho más tranquilo. Y por último decidimos alquilar coche en Medellín para visitar Guatapé a nuestro ritmo. De media, nos costaba como unos 40- 50€ al día con dos sillas infantiles (conseguir tres ya era misión imposible) y pagando el extra por devolverlo en una ubicación diferente.

Si vas a alquilar coche, ten en cuenta que los peajes en Colombia se pagan en efectivo. Además, pregunta si el coche que te llevas puede circular todos los días o tienes que pagar algún extra. En este país, para reducir el elevado número de vehículos en las ciudades han implementado un sistema llamado Pico y Placa que, según el número de matrícula del coche, no permite conducir días concretos en la ciudades. 

Dónde comer en Colombia con niños

Este viaje ha sido uno de los que más veces hemos comido fuera porque diría que es casi más económico comer fuera que hacerlo en el alojamiento comprando en el supermercado. No te voy a reseñar todos los lugares donde hemos desayunado, comido y cenado, pero sí aquellos restaurantes para ir con niños en Colombia que destacaron por algo especial. Ojo que justo alguno de estos restaurantes han sido de los más caros del viaje, aunque también te dejo otro que fue de los más baratos y de los mejores.

Ya te adelanté que los colombianos son muy amables y muy niñeros, lo que se traduce en que, por regla general, van a recibir a los peques en los restaurantes con los brazos abiertos. Ten en cuenta que las raciones son bastante grandes y que muchas veces los menús infantiles compensan económicamente porque suelen incluir una bebida. Por favor, pide jugos de fruta ya sean con agua o con leche y limonadas ¡son una locura de ricos!

Andrés Carne de Res. El restaurante más famoso de Bogotá tiene varias sucursales, aunque la original y más laureada es la de Chia, a las afueras de la capital. Yo estuve en Andrés D.C. a mediodía (por la noche tienes que reservar sí o sí pero ya es otro ambiente). También tienen locales en Santa Marta, Cartagena y Medellín.

La comida está buena, pero es cara en relación a la media de precios del país. Tienen un espacio donde un monitor se lleva a los niños a hacer diferentes talleres a elegir como decorar cerámica, modelar llaveros o hacer piezas de marquetería. También les pintan la cara o les dejan un espacio para colorear. Ojo que todas estas actividades son previo pago. En total, entre comida, bebida (pide la limonada de coco porque está riquísima), postres y dos actividades infantiles nos gastamos unos 58€ al cambio los cinco.

Donde Juan B. En pleno Valle de Cocora, tienes un restaurante enorme con una zona de parque infantil exterior muy chula. Jugar en las casitas y tirarse por el tobogán con vistas a las palmas de cera estuvo genial.  Este es un restaurante bastante turístico así que no esperes precio super económicos, para que te hagas una idea comimos los 5 por unos 38€ .

restaurante valle de cocora

Rancho Edén. También en el Eje Cafetero, pero al sur, en La Tebaida, cerca del aeropuerto de Armenia, nos recomendaron este restaurante famoso por su carne. Sinceramente la comida estaba muy buena (apunta la olla Cuyabra servida en una calabaza) y los peques disfrutaron un montón jugando en el parque que además está al lado de las mesas a la vista.  Cenamos los cinco por unos 43€.

Donde Laurita. En el corazón de Salento, el pueblo más famoso del Eje Cafetero, te espera un restaurante con mucho caracter y una decoración muy especial. Aquí no hay parque infantil, ni zona exterior, pero fueron tan atentos con los niños y la comida estaba tan rica que merece la pena la visita. La trucha gratinada con champiñones y acompañada por patacón quindiano estaba riquísima.

La Cocina de Nicolasa. Este tampoco es un restaurante con parque infantil, pero ¡nos encanto! Está dentro del Mercado de la Concordia, en el famoso y colorido barrio de La Candelaria de Bogotá. En realidad es un puesto donde pides la comida y tiene mesas en un patio exterior compartidas con otros restaurantes. La comida estaba muy buena, muy barata (unos 17 € los cinco) y al menos los niños pueden jugar alrededor sin peligro. El ajiaco, una sopa típica de Colombia, estaba muy bueno. Ah y además, coincidió que había actuación musical en directo.

Heladeria PailArte en Salento. No es un restaurante pero ¿a qué niño no le gustan los helados? Y aquí los hacen de un modo artesanal dando vueltas a una especie de olla de cobre sobre hielo. Los helados están buenísimos y de sabores que te van a sorprender.

Preguntas sobre viajar a Colombia con niños

Creo que a lo largo del artículo, te habré respondido a algunas dudas que pudieras tener. Pero aquí te despejo inquietudes que tenía yo antes de ir a Colombia con mis niños.

  • ¿Merece la pena llevar carrito? Sinceramente, no esperes grandes aceras, sino todo lo contrario, pequeñas, a veces inexistentes, con baches y, en ocasiones, empedradas. En mi caso, llevé mochila de porteo y un carrito de viaje ultra compacto (este modelo) que no pesa nada y doblado lo puedes meter en cualquier rincón en un restaurante, incluso debajo del asiento en el avión. Si solo tienes un carro tradicional grande y pesado, yo no cargaría con él porque seguramente no lo uses a diario. Depende también de la ruta que vayas a hacer y de tu bebé. Nuestro hijo con dos años largos se echaba la siesta tanto en el carro como e la mochila de porteo. Para mí en este viaje la mochila de porteo sí es imprescindible.
  • Echa en la maleta camiseta y pantalón largos, así como un chubasquero o chaqueta porque en lugares como Bogotá y el Eje Cafetero hace fresco y suele llover. Además, vas a coger casi seguro vuelos internos y en los aviones la temperatura suele ser fría.  Otro consejo si vas a ir a Colombia con niños es que lleves ropa de batalla que no te importe que se estropee. Especialmente si vas a zonas como Los Llanos o Tayrona donde habrá barro.
Un niño junto al río Ariporo en Colombia
  • Recuerda que los niños tienen prioridad en muchos sitios en Colombia. Así que antes de hacer una cola, pregunta, ya sea para embarcar al avión o para entrar en algún museo.
  • Recursos para preparar el viaje con los niños. Si como a mí, te gusta aprovechar la aventura para que aprendan sobre el destino ya antes de llegar, te dejo alguna idea de recurso. El más facilón es ver la película de dibujos animados «Encanto» ambientada en Colombia, concretamente en la zona del Valle de Cocora.

 

* Este artículo incluye enlace de afiliados. Si reservas algo desde ellos a ti te cuesta lo mismo, incluso puedes ahorrar dinero, y a mí me genera una pequeña comisión que me ayuda a seguir creando contenido de interés.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
/* Estilos para menú plegable móvil Divi */